Entendiendo la cultura mexicana: nuestra relación con el limón y la sal

Tal vez estás interesado en:
November 21, 2021
By TAO Mexico

English Version

Advertencia de contenido: este artículo puede hacer que te dé hambre… 

En la cultura mexicana hay muchas manías, pero una que siempre llama la atención a todo el mundo es la que tenemos con el limón y la sal. 

A muchos foráneos les parece extraño ver que a todo le ponemos limón. Sí, y con todo realmente nos referimos a todo: a las sopas, a la carne, a los tacos, a las papitas fritas, al arroz, al sushi, a las ensaladas, a la fruta, a la cerveza, a la Coca-Cola…

Ese sabor acidito que nos hace hacer muecas al sentirlo en el paladar simplemente nos encanta. Incluso, es tan importante el limón en nuestra gastronomía, que para la preparación de algunos de nuestros platillos más icónicos es un ingrediente estelar. Tal es el caso de los ceviches, los aguachiles y la cochinita pibil, cuya preparación lleva limón y naranja.

Entendiendo la cultura mexicana: nuestra relación con el limón y la sal | Tao Mexico

Tal vez la razón de nuestro amor por el limón nace gracias a la generosa producción que tenemos de él en México. De hecho, de acuerdo a la Secretaría de Agricultura y Desarrollo Rural, somos el país número uno del mundo en producción de limón. En nuestras tierras se cultivan dos variedades de limón: el mexicano en un 70% y el persa (“sin semilla”) en un 30% que se dedica casi exclusivamente a la exportación. 

Cocinar con limon y sal | Tao Mexico

Para los mexicanos, el limón siempre ha sido un cítrico de fácil acceso y es una de las razones para responder por qué se lo ponemos a casi todo. Además, su acidez se combina perfectamente con el picante y grasita de la cocina mexicana, por eso es que el limón es el acompañante perfecto de los tacos, caldos y muchas delicias que comemos en nuestro día a día. 

En nuestra comida, el limón va de la mano con la sal, por lo que nunca faltará un plato con limones y un salero en una mesa mexicana. 

Formas inusuales de usar el limón y la sal en la cultura mexicana

El uso del limón y la sal en la cultura mexicana se extiende más allá de la comida. Hay muchas otras maneras en las que usamos estos ingredientes para ayudarnos en cosas de nuestra vida diaria. Algunas de ellas son algo extrañas, pero están arraigadas en muchas casas mexicanas. 

Limón para peinar

A falta de gel o un spray fijador de cabello, muchas mamás mexicanas utilizan limón para peinar a sus niñas. Unas cuantas gotas son suficientes para que una cola de caballo quede perfectamente bien peinada. 

Limón como desodorante

Si no hay desodorante o simplemente se busca una opción más natural, frotar el jugo de un limón en las axilas funciona para evitar malos olores.

Formas de usar el limón y la sal en la cultura mexicana | Tao Mexico

Limón como antiséptico

El limón tiene sorprendentes efectos antisépticos por lo que unas gotitas ayudan mucho a evitar que las heridas se infecten. Eso sí, arde, pero como buenos mexicanos nos aguantamos. 

Sal como repelente de hormigas

Si llegas a ver una línea de sal afuera de alguna puerta o ventana no te sorprendas. En México usamos la sal para evitar que las hormigas entren a nuestras casas. 

Formas inusuales de usar la sal en la cultura mexicana | Tao Mexico

Sal para aliviar el dolor de garganta

Hacer gárgaras de una solución hecha con sal y agua tibia (o vinagre blanco) es excelente para aliviar una garganta irritada o con dolor. 

Sal para quitar manchas de vino

Las manchas de vino suceden más de lo que quisiéramos, pero en México tenemos la solución perfecta para desaparecerlas: cubrirlas con sal. El truco está en hacerlo inmediatamente después de que sucede el accidente con el vino, de esta manera la sal absorberá el líquido de la tela en la que se haya salpicado o derramado. 


Conoce más sobre otras tradiciones mexicanas: 

Día de Muertos

Tradiciones Mexicanas | Tao Mexico